domingo, 24 de agosto de 2008

Danza oriental consciente y embarazo, 2ª parte

La Danza Oriental, conocida popularmente como danza del vientre es posiblemente la danza más antigua que se conoce, y aunque no existe unanimidad en cuanto a sus orígenes, la hipótesis que más se defiende es la que remonta sus comienzos en la época faraónica, de donde nos quedan bajorrelieves en los que vemos como las mujeres ofrecían sus bailes a los dioses acompañadas por músicos.
“En el ámbito social eran danzas de mujeres y para las mujeres, que se transmitían de madres a hijas. Cuando una parturienta iba a dar a luz, sus amigas la rodeaban simulando el movimiento del bebé a su paso por el útero hacia el exterior. Estos movimientos inductivos ayudaban al parto y a paliar sus dolores."
Vemos como la Danza Oriental aparece en sus orígenes ligada a ritos de fecundidad y nacimiento. Actualmente las matronas están redescubriendo los beneficios que a estos niveles tiene esta danza, y reconocen ya en muchos países el valor instrumental que tiene, incluyendo muchos de sus movimientos en las sesiones de preparación al parto y posparto.
Al mirar atrás descubrimos (para sorpresa de muchos/as), como la danza oriental no aparece en sus orígenes como una danza de seducción y espectáculo.
En el Oriente Medio, las mujeres bailan para otras mujeres, para sus amigas, las vecinas, tías, madre y primas. Ellas usan la danza para divertirse durante el día mientras los hombres están fuera trabajando. No es cierto que la danza oriental fuera usada tradicionalmente como una danza de seducción.
“Es probable que algunas mujeres utilizaran la danza para incitar a sus maridos detrás de puertas cerradas, pero esa no es la tradición de esta danza. Las mujeres no enseñan a sus hijas un baile de seducción[1].”
En cualquier caso la Danza Oriental es considerada como el baile clásico de los países de Oriente Medio, Turquía, Túnez, Egipto y Norte de África, estando presente en cualquier acontecimiento importante de la vida: bodas, bautizos, aniversarios y todo tipo de fiestas.
Se trata de un baile muy extendido por el mundo dado el gran movimiento migratorio de esta población a lo largo de la historia.
Actualmente la danza oriental se ha convertido en una disciplina en auge en todo el mundo. La mujer occidental está encontrando en esta danza una valiosa vía de expresión y conocimiento de su (corporalidad) feminidad. En estos tiempos en los que “lo femenino” y “lo masculino” son motivo de reflexión y debate en innumerables foros, la mujer está disfrutando de una actividad que le lleva directamente a encontrarse con el gozo de sentirse mujer.

[2] “Verdad y Fantasía sobre la Danza del Vientre” www.business-with-turkey.com

No hay comentarios:

Danza del Vientre Terapéutica para la Maternidad y la Salud de la Mujer: Directorio de Profesionales en España

 Todas las mujeres que aparecemos en este listado queremos compartir contigo, que nos estás leyendo ahora, nuestro trabajo. Todas com...

ENTRADAS POPULARES